La invisible Guerra Alienigena

EE.UU. 1977

un hombre mientras desayuna ve las noticias en televisión y lee en la prensa que hay una invasión alienígena secreta para colonizar la tierra, nadie se lo creia..

11 años despues..RAMSTEIN 1987

ufos en formacion de combate sobre la base de Ramstein..

Etiquetas: , ,

3 comentarios to “La invisible Guerra Alienigena”

  1. YoM-5 Says:

    Joer, cada vez odio mas al MadMod… despues de años viendo sus videos, aún no los doy pillado a la primera jajaja
    Buenas Atlantic🙂
    que sepas que te pongo en mi blogroll (oh que privilegio con 175 visitas que tengo en mi blog… u.u) jajaja
    Espero que to te vaya bien tío.
    Paz

    • atlantictimes Says:

      Buenas YoM-5, te he añadido tambien en enlaces, lo estuve viendo
      no creas que eres el unico que no pilla los videos de madmod a la primera, en mi caso algunos los tengo que ver varias veces para no perder detalle, en una fraccion de segundo pueden pasar muchas cosas.
      espero que tambien te vaya bien, de momento no me puedo quejar dentro de lo mal que esta todo
      Gracias por pasarte y Saludos cordiales,

  2. Al Networks Says:

    Hola de nuevo Atlantic & co:

    Como te decía anteriormente, quería hacerte llegar mi ‘majadera opinión’ al respecto de algo que puede que también se nos esté pasando por alto en todo lo relativo a guerras alienigenas encubiertas y su relación al asunto chemtrail.

    Y es que echando cuentas, creo que seria imposible cubrir con estelas y gases tantos lugares a lo largo del planeta al mismo tiempo con ‘nuestros’ propios aparatos, ni siquiera contando con la presunta armada del gobierno secreto, NSA, el NWC, y el lucero del alba. Si nos ponemos a echar números… saldría una cifra de cacharros revoloteando por ahí arriba… de muchos, muchos dígitos.

    Y últimamente vengo a pensar que quizás tampoco estemos siendo ‘fumigados’ en stricto sensu. Más bien puede que estén tratando de adaptar nuestra atmósfera a sus requerimientos como entidades basadas en hidrógeno, metano, amoniaco o cualquier otro gas diferente al oxígeno; naturalmente todo esto con el objeto de aclimatar el ambiente para un más que probable aterrizaje, desembarco y -me temo- invasión hostil.

    En resumidas cuentas, no creo ya que se trate de aviones, ni que sus pilotos sean de hecho humanos. Todo me lleva a pensar que posiblemente estemos asistiendo a los prolegómenos de una invasión agresiva y -evidentemente- no autorizada de un grupo de Zeta Retículi o incluso más bien… de Sirio B.

    Y quiero recalcar mi subjetividad cuando digo “en mi opinión”; aunque me parece bastante fácil hacer la operación aritmética y sumar…: Número de estelas, número de trayectos por cada millón de hectáreas -p.ej.-, número de enclaves, localidades o ciudades en donde se acaban formando todas estas rejillas gaseosas, al mismo tiempo … y calcular la ingente cantidad de aeronaves necesarias para conseguir tapar casi TODO el cielo terrestre -como se aprecia en muchas fotos tomadas desde satélites- …; en fin: Creo definitivamente que es matemáticamente imposible realizar este trabajo con ingeniería humana; ni siquiera con la ayuda de una presunta armada secreta pro-illuminati, NSA, o el organismo encubierto que queramos presuponer.

    Para mí, este último dato no sólo resultaría un indicio, sino que constituye toda una prueba; y estaría basada en la simple y pura lógica aritmética y matemática.

    De hecho uno de los que aducían tal posibilidad -Alex Collier- lo reportaba hace tiempo ya en algunas de sus charlas, llegando a especificar que utilizarían un tipo de esporas para realizar tal aclimatamiento atmosférico en sus fumigaciones (que denominaba como “la gran plaga”). Incluso añadía que coincidiría con la salida de sus órbitas de las lunas de Marte: Deimos y Fobos; las cuales en realidad serían naves nodriza autopropulsadas y terraformadas al servicio de tales “turistas”. Allí habla en concreto de los ‘Dows’.

    De modo que todo esto, añadido a la cantidad de vídeos que se están grabando donde se aprecian transformaciones y mutaciones en la silueta, color y forma de los supuestos aviones -cuando no se trata de desapariciones súbitas- me hace converger en la misma conclusión.

    Sin ir más lejos yo pude ser testigo de una especie de mutación de uno de estos aparatos hace un par de años; de modo tal que tuve que aparcar el vehículo en el arcén para contemplar el fenómeno durante más de 15 minutos… hasta llegar a tildarlo de imposible resolución, de puro aburrimiento.

    También desde el jardín hemos realizado fotos y vídeos en torno al trayecto de estos “aviones”, y a posteriori han llegado a aparecer en las fotos los famosos “orbs” de los cojons…

    Puede que por eso callen -como putas- nuestros gobiernos oficiales, tratando así de preservar el orden social hasta el último momento y sintiéndose casi del todo impotentes ante la situación.

    En conclusión: Me ‘paice’ que vamos a tener que asistir -si no lo estamos haciendo ya- a toda una guerra aérea por ahí arriba; en la que vamos a tener que agudizar mucho la vista y el cerebro para detectar a qué flota pertenece cada aparato. Y esto lo refiero en base a que, con toda probabilidad, una vez que aparezcan los “malos de la película” puede que a posteriori acuda cualquier otro gremio de mejor talante a echarnos un cable.

    Y para más… -en mi caso en particular- se da la circunstancia de que soñé repetidamente noche tras noche con este guión durante una semana seguida hace casi dos décadas -cuando ni siquiera me interesaba el tema de la Ufología- y con una claridad y lucidez impropias de mis normales evoluciones oníricas de entonces, lo cual me dejó bastante perplejo, la verdad.

    En fin: Siguiendo el relato de Collier, tal ayuda devendría del llamado ‘Consejo de Andrómeda’, que en ningún caso habría que confundir con la cacareada ‘Federación Galáctica’ del Asthar Sheran, Salusas, Sanandas, Metatrones, y demás metrosexuales de estampita de santería. Según el mismo orador, este último grupo se trataría en realidad de los mismos de Sirio B, en un intento previo por presentarse aquí… “por las buenas”, disfrazados de corderitos.

    No me he tomado ningún ácido -(últimamente)- y no me encuentro mal de forma, aunque entiendo que a estas alturas y edades… pronunciarse así en público resulta incluso para mí mismo bastante chocante. De hecho al escuchar a Collier hablar en estos términos del asunto de los chemtrails, hace ya dos o tres años preferí aparcar esa tesis para más adelante en aras a tratar de buscar una explicación más “racional” -si es que puede haber algo racional en todo este contexto tan disparatado-; pero lo cierto es que cada vez me veo más y más cercano a aceptar sin condiciones esa posibilidad.

    Como siempre estaré encantado y agradecido de conocer tu sincera opinión en torno a todo esto que te cuento. ¡Ah! Y… perdona el tocho.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: